Espanol English
Su ubicación actual - Enlaces Patrocinados
Inicio  >>  Artículos  >>  Esteroides Anabólicos


Enlaces patrocinados google:
Archivo de artículos
Artículos

Imprimir   

Introducción

Últimamente he recibido muchos ánimos a cerca de mi preferencia por el Nolvadex sobre el Clomid, lo que sostengo para todos los propósitos de uso (en el mundo del físico culturismo, claro); como antiestrogénico, como una droga de ayuda al mantenimiento del HDL (colesterol bueno) y como un compuesto estimulador de la producción de testosterona. La mayoría de la gente usa Nolvadex para combatir la ginecomastia en lugar del Clomid de cualquier modo, pero eso es una “venta fácil”. Y para el colesterol, bueno, la mayoría de los físico culturistas, desafortunadamente, prestan muy poca atención a este asunto tan importante, por cierto, con la idea de “desempolvar” otro aspecto para discutir. Pero cuando hablamos de usar Nolvadex para incrementar la liberación de la testosterona endógena, los físico-culturistas no quieren ni oír hablar del asunto. Ellos sólo parecen querer Clomid. Puedo suponer que esta actitud está basada en un malentendido de larga data sobre las acciones de las dos drogas. En este artículo me gustaría discutir las especificaciones para estos dos agentes y explicar claramente la utilidad del Nolvadex para propósitos específicos de incrementar la producción de testosterona endógena.

Clomid y Nolvadex

No estoy seguro cómo el Clomid y el Nolvadex se volvieron tan distantes en las mentes de los físico-culturistas. Ellos ciertamente no deberían estar tan separados. El Clomid y el Nolvadex son ambos antiestrogénicos pertenecientes al mismo grupo de los compuestos trifeniletilénicos. Están estructuralmente relacionados y específicamente clasificados como moduladores de los receptores estrogénicos selectivos (SERMs - Selective Estrogen Receptor Modulators) con una mezcla de propiedades contrarias y afines. Esto significa que en determinados tejidos ellos pueden bloquear los efectos de los estrógenos alterando la capacidad de vinculación (o enlace) del receptor, mientras en otros ellos pueden actuar como estrógenos reales, activando el receptor. En hombres, ambas drogas actúan como antiestrogénicos en su capacidad de oponerse a la retroalimentación negativa de los estrógenos en el hipotálamo y estimular la liberación medida de GnRH (Gonadotropin Releasing Hormone – Hormona Liberadora de Gonadotropina). La producción de LH por la pituitaria se incrementará como resultado, que en su momento puede incrementar el nivel de testosterona por los testículos. Ambas drogas hacen esto, pero por alguna razón los físico-culturistas persisten en pensar que el Clomid es la única droga buena para estimular la producción de testosterona. Lo que encontrarás con un poco de investigación, sin embargo, es que no solo el Nolvadex es útil para ese mismo propósito, sino que podría ser el agente preferido entre los dos.

Estudios realizados en los últimos 70, en la Universidad de Ghent, en Bélgica, ponen en claro las ventajes de usar Nolvadex en vez de Clomid para incrementar los niveles de testosterona. Aquí, los investigadores vieron los efectos del Nolvadex y del Clomid en los perfiles endocrinos de hombres normales, así como de aquellos que padecen de conteo bajo de esperma (oligospermia). Para nuestros propósitos, los resultados de estas drogas en hombres hormonalmente normales son obviamente los más relevantes. Lo que fue hallado, justo en el principio del estudio, fue muy esclarecedor. Nolvadex, usado por 10 días, a una dosis de 20 mg diarios, incrementa los niveles de testosterona al 142% de la línea base, lo que fue a la par con el efecto de 150 mg de Clomid diario durante el mismo tiempo (el incremento de testosterona fue ligeramente mejor, pero no significativamente, para el Clomid). Aunque debemos recordar que éste es el efecto de tres tabletas de Clomid de 50 mg. Con el precio de ambos, una de Clomid de 50 mg y una de Nolvadex de 20 mg típicamente similares, estamos ya observando una discrepancia costo – resultado que juega fuertemente a favor del Nolvadex.

Sensibilidad de la Pituitaria a la GnRH

Pero algo más interesante está pasando. Los investigadores estaban también conduciendo pruebas de simulación con GnRH antes y después de varios puntos del tratamiento con Nolvadex y Clomid, y las dos drogas tuvieron resultados marcadamente diferentes. Estas pruebas involucraron el infundir pacientes con 100 mcg de GnRH y medir la respuesta de producción de LH de la pituitaria. El objetivo d esta prueba es ver cuan sensible es la pituitaria a la GnRH (hormona liberadora de gonadotropina). Cuanto más sensible es la pituitaria, más LH será liberada. Las pruebas mostraron que después de 10 días de tratamiento con Nolvadex, la sensibilidad de la pituitaria a la GnRH se incrementó ligeramente comparando con los valores antes del tratamiento. Esto, comparado con 10 días de tratamiento con 150 mg de Clomid mostró DISMINUIR consistentemente la sensibilidad de la pituitaria a la GnRH (más LH era liberada antes del tratamiento). A medida que el estudio con Nolvadex progresaba hasta su 6ª semana, la sensibilidad de la pituitaria a la GnRH era significativamente más alta que en el período de 10 días antes del tratamiento. En este punto la misma dosis de 20 mg fue también incrementando los niveles de testosterona y de LH a un promedio de 183% y 172% de los valores básicos respectivamente, lo que de nuevo es ponderablemente más alto que los registrados en 10 días de terapia. Dentro de los 10 días de tratamiento el Clomid está ya ejerciendo un efecto que está causando que la pituitaria se vuelva ligeramente desensibilizada a la GnRH mientras el uso prolongado de Nolvadex únicamente sirve para incrementar la sensibilidad a esta hormona. Y esto no es decir que el Clomid no incrementará la testosterona si es tomado por el mismo período de 6 semanas. Pues decir casi lo opuesto es cierto. Pero estamos notando, sin embargo, una ventaja en el Nolvadex.

El Clomid estrógeno

Las discrepancias de arriba están bien explicadas por las diferencias en la naturaleza estrogénica de los dos compuestos. Los investigadores sostienen claramente esta teoría cuando comentan en sus ensayos, “La diferencia en la respuesta puede ser atribuida al efecto estrogénico intrínsecamente débil del Clomid que en este estudio manifiesta en sí mismo por un incremento en los niveles de SHBG (Globulina transportadora de hormonas sexuales); este incremento no fue observado después del tratamiento con tamoxifeno”. Luego, revisando otras teorías en el ensayo, como la interferencia por incremento de andrógenos o niveles de estrógenos, ellos persisten en que nada relacionado con el incremento en estas hormonas fue similar con los tratamientos con ambas drogas, y sostienen que “… un rol de actividad estrogénica intrínseca del Clomid, que está prácticamente ausente en el tamoxifeno, parece ser la explicación más probable”

Sin embargo, estos dos son antiestrogénicos relacionados, ellos aparentan actuar muy diferentemente y en distintos lugares de acción. El Nolvadex parece ser un fuerte antiestrogénico en ambos: el hipotálamo y la pituitaria, que contrasta con el Clomid, que aunque siendo un fuerte antiestrogénico en el hipotálamo parece exhibir una actividad estrogénica débil en la pituitaria. Para encontrar un mayor soporte para esto podemos ver en estudios con animales in-vitro publicados en el American Journal of Physiology en febrero de 1981. Este ensayo ve los efectos del Clomid y el Nolvadex en la liberación estimulada de GnRH y de LH de las células cultivadas de la pituitaria de ratas de laboratorio. En este ensayo, se notó que las células incubadas con Clomid tenían un efecto estrogénico directo en la sensibilidad de las células cultivadas de la pituitaria, ejerciendo un efecto más débil pero todavía significativo comparado con el estradiol. El Nolvadex, por otra parte, no tuvo un significativo efecto en la respuesta de la LH. Además, él bloqueó medianamente los efectos estrogénicos cuando ambos fueron incubados en el mismo cultivo.

Conclusión

Para resumir sucintamente las investigaciones arriba explicadas, el Nolvadex es el más puro antiestrogénico de las dos drogas, al menos hasta donde al HPTA (Eje Hipotalámico-Hipofisiario-Gonadal) concierne. Estos hechos permiten al Nolvadex ofrecer al físico-culturista masculino ciertas ventajas sobre el Clomid. Esto es especialmente cierto en el momento cuando estamos intentando restaurar el balance del eje hormonal y no nos gustaría desensibilizar la pituitaria a la GnRH.

Esto podría, quizá, ralentizar la recuperación a algo más extendido, como la pituitaria o podría requerir una mayor cantidad de la GnRH hipotalámica en presencia del Clomid con el fin de lograr el mismo nivel de estimulación de LH.

El Nolvadex parece también ser preferido para su uso en el largo plazo por aquellos que encuentran los antiestrogénicos suficientemente efectivos al momento de elevar los niveles de testosterona como lo hacen los anabólicos. Aquí Nolvades pareciera proveer un mejor y más estable incremento en los niveles de testosterona y pareciera ofrecer un efecto mayor o similar que el clomid por una cantidad considerablemente menor de dinero. La subida potencial de los niveles de SHBG (globulina transportadora de hormonas sexuales) con el Clomid, sustentado por otros estudios, es también causa de preocupación, dado que esto podría permitir la existencia de menos testosterona activa libre comparado con el Nolvadex. En última instancia, ambas drogas son efetivos antiestrogénicos para la prevención de ginecomastia y para elevar la testosterona endógena, sin embargo, las investigaciones arriba mostradas nos dan suficiente evidencia para escoger Nolvadex en todas las ocasiones.

En artículos siguientes, los próximos meses, discutiré el rol antiestrogénico que juega en el post ciclo la recuperación de la testosterona. Más específicamente, detallaré como luce un programa de drogas complementarias para post ciclo adecuado y explicaré porqué los antiestrogénicos solos no son efectivos durante esta ventana de tiempo.

Traducido para TuPincho.net por FLFH
Enlaces Patrocinados
RECOMENDAMOS
Enlaces Patrocinados
RECOMENDAMOS