Novedades
acido araquidonico

X-Factor Ácido araquidónico (ácido eicosa -5,8,11,14- enóico) – Anabolics 2010

X-Factor Descripción:

acido araquidonico X-Factor - X-Factor Ácido araquidónico (ácido eicosa -5,8,11,14- enóico) - Anabolics 2010 - acido-araquidonico


El X-Factor o ácido araquidónico es un ácido graso esencial de omega-6 que sirve como base principal para la síntesis de prostaglandinas dienólicas (como PGE2 y PGF2a). Estas prostaglandinas son importantes para el recambio proteico y la acumulación de músculo y tienen actividades importantes como el aumento del flujo sanguíneo al músculo (bombas), aumento del FCI-1 y de la sensibilidad a la insulina (niveles de receptores adecuados),  dar soporte a la activación, proliferación y diferenciación de las células satélite y el aumento de la tasa global de síntesis proteica y crecimiento muscular. La liberación del ácido araquidónico es el termostato principal para el recambio de prostaglandinas en el tejido muscular esquelético y es responsable del inicio de muchos de los cambios bioquímicos inmediatos que ocurren durante los ejercicios de resistencia que producirán hipertrofia muscular. Es un nutriente altamente anabolizante. Entre la gran variedad de nutrientes disponibles para atletas y fisicoculturistas como suplementos cercanos a proteínas, el ácido araquidónico es el más integral para el desarrollo muscular ya que se ubica en el centro de la respuesta anabolizante.

 

Estudios clínicos:

En 2005, el laboratorio de nutrición para ejercicios y deportes de la Universidad de Baylor, llevó a cabo un estudio doble ciego controlado por placebo para determinar si 50 días de entrenamiento de resistencia y suplementación con ácido araquidónico (X-Factor™) afectaría la adaptación al entrenamiento en 31 hombres con experiencia en entrenamiento de resistencia (>1 año). Los resultados se presentaron en la conferencia de la Sociedad Internacional de Nutrición en Deportes el 15 de junio de 2006. Todos los participantes ingirieron un total de cuatro cápsulas diarias (una cápsula de 250 mg de AA o placebo cada cuatro horas). Los participantes que tomaron X-Factor añadieron un promedio de 11 kg a su peso máximo de press de banca en 50 días, lo cual fue un aumento de cerca de 45% más que el grupo placebo. El grupo X-Factor superó al grupo placebo en fuerza promedio (225% >placebo), fuerza anaeróbica pico (600% >placebo) y capacidad de trabajo total (250% >placebo). No se informó de efectos adversos durante la investigación.


 

Farmacología:

El ácido araquidónico comienza a mostrar su actividad anabolizante a principio del ejercicio. Este nutriente se libera de sus fibras musculares cuando se dañan con el ejercicio intenso, disparando una respuesta inflamatoria local. Esto es parte del mismo proceso biológico que produce dolor uno o dos días luego de un buen entrenamiento y nos recuerda que el viejo adagio “sin dolor no hay ganancia” es verdadero. La liberación del ácido araquidónico de las fibras musculares dañadas es, de manera similar, el primer estímulo anabolizante de una cascada larga que controlará el desarrollo y la fuerza del tejido muscular después del ejercicio.813 814 815 Entre otras cosas, el aumento local de FCI-1 y de la densidad de receptores de insulina hace que el ácido araquidónico soporte la acción anabolizante de estas hormonas, lo que produce que el proceso de reparación sea más rápido y más intenso. El ácido araquidónico ayuda a llevar al cuerpo donde necesita reparar su tejido muscular, facilitando las acciones locales de las hormonas anabolizantes.

La disponibilidad de ácido araquidónico y nuestra capacidad de liberarlo durante el ejercicio es importante para la productividad anabolizante de nuestros ejercicios. Hay que estar conscientes del hecho de que el ejercicio regular disminuye significativamente el contenido de ácido araquidónico en el tejido muscular esquelético.816 817 818 Debido a que la síntesis de prostaglandinas dienólicas está ligada a la cantidad de ácido araquidónico disponible, los niveles bajos hacen que se libere menos ácido araquidónico durante el ejercicio y por tanto una respuesta anabolizante menos intensa. La depleción del ácido araquidónico del músculo esquelético es una de las principales razones por las que es más difícil que se sienta dolor cuando se realiza ejercicio de manera regular. Con niveles bajos de ácido araquidónico, es necesario ejercitarse más vigorosamente para tener el mismo nivel de liberación y estimulación anabolizante. En este sentido, cuando cambia la rutina y ejercita los músculos desde nuevos ángulos, el ácido araquidónico es la razón por la que se siente más dolor de lo usual. Se estimulan nuevas fibras musculares que tienen depósitos más grandes de ácido araquidónico con el cual trabajar. Dan Duchaine dijo en una oportunidad, “el mejor ejercicio es el que no estás haciendo”. Esto puede tener mucho que ver con lo que estaba hablando.

 


Historia:

Los protocolos de suplementación de ácido araquidónico y el concepto de usar estos nutrientes para mejorar la masa muscular, la fuerza y el rendimiento los desarrolló por primera vez William Llewellyn, autor de este libro. Llewellyn patentó la tecnología el 27 de noviembre de 2002 y sacó un suplemento de ácido araquidónico bajo la marca comercial X-Factor (Molecular Nutrition) poco después. Aunque, al principio el producto fue recibido con mucho escepticismo y crítica por la industria, ha probado ser efectivo tanto en el mercado como en ensayos clínicos y se estableció como un suplemento poderoso para la recomposición corporal. La oficina estadounidense de patentes y marcas comerciales le otorgó la aplicación de patente de Llewellyn para ácido araquidónico el 11 de enero de 2005 (Patente de EE.UU N° 6.841.573) y desde entonces el producto se ha ofrecido para que lo usen otras compañías en la industria. El producto X-Factor original sigue estando disponible en los EE.UU y en el extranjero y con la rápida expansión del ácido araquidónico, se espera que más compañías usen la tecnología. Ninguno de los productos autorizados de ácido araquidónico que se venden en los mercados de nutrición deportiva lleva la marca comercial X-Factor original en su empaque.

 

Características estructurales:

El ácido araquidónico (ácido eicosa-5,8,11,14-enóico) es un ácido graso poliinsaturado esencial que se encuentra en la grasa animal. El ácido araquidónico suplementario se produce de dos formas, como triglicéridos y éster etilo. Como con otros ácidos grasos suplementarios, como los aceites de pescado, la forma triglicérido natural (presente en X-Factor y productos autorizados), ofrecen hasta 400% mayor absorción que el éster etilo, y es la forma preferida para administrarlo como suplemento.

 

Presentación:

El ácido araquidónico lo vende Molecular Nutrition bajo el nombre comercial X-Factor y se distribuye en cápsulas de 250 mg. El ácido araquidónico también se encuentra en varios productos autorizados y deben llevar el número de patente (#6.841.573) en su empaque.

 

Administración (Anabolizante a corto plazo):

Como agente anabolizante a corto plazo, el ácido araquidónico se administra a dosis de 500 mg a 1.000 mg diarios (2-4 cápsulas de 250 mg). La dosis completa de 1.000 mg es la más usada, independiente del peso corporal. El nutriente se administra en ciclo similares a los de los esteroides y se toma por un período de 7-8 semanas seguidas de un tiempo similar de descanso. Este nivel es suficiente para notar aumentos de la masa muscular magra, fuerza y potencia anaeróbica. Dependiendo de factores dietéticos y metabólicos individuales, estas ganancias se pueden acompañar de disminución de la grasa corporal. Ganancias de 0,5-1 kg de masa muscular magra semanal son bastante consistentes, con una ganancia de peso total cercana a los 5 kg durante un ciclo. No existe disrupción hormonal con el suplemento de ácido araquidónico, de modo que la retención de la ganancias después de que el producto se descontinúa es por lo general alta. El ácido araquidónico también tiene cierto efecto como vasodilatador y puede producir aumento del impulso de sangre en respuesta al entrenamiento intenso. Esto ocurre con frecuencia, dos semanas luego de comenzar el suplemento a niveles anabolizantes.

 

Administración (Suplemento normal):

El ácido araquidónico es un nutriente importante a tener en cuenta en dosis suplementarias regulares, en particular si no consume productos animales (carnes rojas, carne orgánica, huevos) de manera regular. Estudios han demostrado que administrado en cantidades comparables a las proteínas en personas que consumen productos animales, harán más progreso con el ejercicio de resistencia que los que no (vegetarianos).819 El ácido araquidónico puede ser el componente faltante en dicha dieta, siendo demasiado integral como para no notarlo en niveles dietéticos más bajos para la respuesta anabolizante. Existe evidencia empírica que sugiere que la deficiencia de ácido araquidónico está presente en muchos fisicoculturistas experimentados, debido a que el entrenamiento depleta las reservas de AA. En varios casos, las pruebas de tejido que miden el contenido de fosfolípidos revelaron niveles inusualmente bajos de ácido araquidónico en atletas con alto entrenamiento. Para los que consideran su ingesta de productos animales inadecuada, o sienten que pueden tener depósitos insuficientes de AA en los tejidos, una cápsula de 250 mg proporciona cerca del equivalente del suplemento de ácido araquidónico de una dieta normal, occidental de productos animales. A diario o interdiario, una cápsula debería proveer el suplemento necesario de este ácido graso omega-6 esencial.


 

Seguridad:

En estudios clínicos que involucraban la suplementación de 1.500-1.700 mg de ácido araquidónico diarios, los marcadores generales de salud no se afectaron tras 50 días continuos de uso. Estos incluyeron, valores de colesterol total, HDL, LDL, respuesta funcional del sistema inmunológico o niveles de agregación plaquetaria.820 821 822 Además, la investigación de la Universidad de Baylor, demostró seguridad en todos los marcadores de salud básicos que incluyeron lípidos, presión arterial, contaje de células sanguíneas, mediadores del sistema inmunológico y enzimas hepáticas. El estudio también produjo una fuerte tendencia a la disminución de IL-6 en el grupo al que se le administró X-Factor, la cual es una citoquina inflamatoria que estimula la producción de proteína C reactiva en el hígado. Los niveles elevados de IL-6 se correlacionan con mala salud y mortalidad y se consideran indeseables. Los resultados sugieren que aunque el ácido araquidónico puede ser “pro-inflamatorio” en estado sedentario (inactivo), cuando se combina con entrenamiento de resistencia, se puede notar una disminución en la respuesta inflamatoria sistémica. Se especula que una amplificación de los aspectos beneficiosos para la salud del ejercicio de resistencia, conocido como manejo mejorado de la insulina, es el responsable de la disminución de este marcador inflamatorio.

De manera más general, la Asociación Estadounidense para el Corazón anunció su posición sobre el consumo de Omega-6 a principios de 2010. Al revisar parte de los datos más recientes encontraron que las dietas bajas en grasas omega-6 se asociaron a aumento del riesgo de enfermedad cardíaca comparadas con dietas con ingesta elevada. El documento también discutió sobre el ácido araquidónico y cómo este ácido graso esencial es no pro-inflamatorio ni su consumo dañino para la salud. La Asociación Estadounidense del Corazón recomienda que 5-10% de sus calorías diarias provengan de grasas omega-6 que incluyen ácido araquidónico. Las dietas ricas en omega-3 también son saludables pero no se debe excluir el omega-6.

 

Efectos adversos:

El ácido araquidónico (X-Factor) produce aumento del dolor muscular residual post-entrenamiento (inicio tardío). A menudo, la recuperación es ligeramente prolongada (se necesita quizás un día adicional de descanso) y el usuario puede necesitar ajustar su programación. Esto se debe a una intensificación de la respuesta fisiológica normal al entrenamiento y representa un aumento de la intensidad de la cascada anabolizante (y tasa de desarrollo muscular). Las personas que tienen menos músculo, tejido conectivo o daños articulares pueden experimentar más dolor debido a la mayor señalización de prostaglandinas que produce este suplemento. Aunque el ácido araquidónico no exacerba el daño, si el dolor interfiere con la capacidad de entrenar adecuadamente, el suplemento se debe descontinuar hasta que la lesión se cure. El suplemento con ácido araquidónico también puede producir una mayor incidencia de dolores de cabeza en un pequeño porcentaje de usuarios, lo que se debe a su efecto vasodilatador. Aumentar el consumo de agua diario alivia este efecto adverso. Además, el ácido araquidónico parece producir un efecto androgénico muy débil en algunos usuarios, que a menudo se manifiesta con piel grasosa. Esto se debe por una ligera amplificación del efecto de la testosterona. No debería ser lo suficientemente fuerte como para generar preocupación sobre efectos adversos virilizantes en mujeres.

 

Contraindicaciones:

Las personas que tienen una enfermedad relacionada a procesos inflamatorios pueden sentir que el ácido araquidónico exacerba los síntomas de la misma y deberían evitar este suplemento. Este suplemento se debe usar después de la aprobación de un médico si se está tomando alguna medicación, tiene una enfermedad de base o tiene predisposición familiar para enfermedad cardiovascular, hipertensión arterial o cualquier otra enfermedad que amerite limitar el uso de ácido araquidónico en la dieta. Como potente agente promotor del desarrollo, el ácido araquidónico se une a los andrógenos (testosterona, esteroides anabolizantes), hormona de crecimiento, IGF-1, estrógenos y a muchos otros factores de crecimiento para estimular la tasa de desarrollo de ciertas células cancerígenas si se tiene la enfermedad. La ingesta de ácido araquidónico en la dieta se ha eliminado como factor causante de cáncer,823 824 así como los niveles de testosterona se han eliminado como factor predictivo de riesgo de cáncer de próstata, sin embargo, estos tipos de agentes promotores de crecimiento se deben evitar en estas enfermedades a excepción de que un médico los apruebe. Por ejemplo, si tiene cáncer de próstata, lo último que debería comenzar a tomar es un promotor de crecimiento como la testosterona. Lo mismo aplica para el ácido araquidónico. Lo último es que si su salud no está muy bien, no debería tomar este suplemento. Si goza de buena salud, debería poder usarlo con mayor seguridad.

 

X-Factor X-Factor - X-Factor Ácido araquidónico (ácido eicosa -5,8,11,14- enóico) - Anabolics 2010 - x-factor1
X-Factor

Durante el estudio clínico, los participantes que tomaron X-Factor, añadieron un promedio de 11 kg a su peso máximo de press de banca en 50 días. Este aumento fue casi 45% mayor que el que se notó en el grupo de solo ejercicio (placebo). Algunos participantes añadieron más de 22 kg en su press de banca 1-rep máximo en un período de 50 días.

X-Factor X-Factor - X-Factor Ácido araquidónico (ácido eicosa -5,8,11,14- enóico) - Anabolics 2010 - x-factor2
X-Factor

Uso de la prueba de ergometría del ciclo Wingate estándar para medir la potencia anaeróbica pico, los participantes que tomaron X-Factor aumentaron su poder en piernas 1,2 watts/kg-1. Esto representa un aumento neto de más de 600% por encima del grupo placebo (-0,2 watts/kg-1).

X-Factor X-Factor - X-Factor Ácido araquidónico (ácido eicosa -5,8,11,14- enóico) - Anabolics 2010 - x-factor3
X-Factor

En la prueba de ergometría del ciclo Wingate estándar para medir la potencia anaeróbica y el rendimiento, el grupo X-Factor sobresalió sobre el grupo placebo con una potencia promedio de 21 watts (AA: 37,9 W, P: 17,0 W). Esto es un aumento neto de cerca de 221% comparado con placebo.

X-Factor X-Factor - X-Factor Ácido araquidónico (ácido eicosa -5,8,11,14- enóico) - Anabolics 2010 - x-factor4
X-Factor

El trabajo total, registrado en unidades de energía estándares Joules, aumentó 1.292 J en el grupo que tomó X-Factor, mientras que el trabajo total aumentó 510 J en el grupo placebo. Esto es un aumento de más de 250% comparado con placebo.

 

 

 

Por favor califique este artículo

Acerca de Darth Pincho

Imagen de perfil de Darth Pincho
Fundador y creador de Tupincho.net en el año 2002. Webmaster y editor de Tupincho.net . Aficionado al culturismo y la suplementación química. Sin títulos académicos formales en las áreas de medicina o bioquímica. Autodidacta, he sido mi propio conejillo de indias. La lectura enriquece al hombre.

Leave a Reply

Se tu el primero en comentar!

Notificarme
wpDiscuz