¿Cómo los presos se ponen tan musculosos?

Primero adelanto que no sé si este tema ya lo haya puesto alguien más por el foro. Hice una búsqueda general y no he encontrado este en concreto. Si así fuera pues entonces lo siento. Es un artículo que leí por ahí y me llamó la atención:

Enlace del sitio:

https://boldanddetermined.com/how-prisoners-get-so-muscular/

[list]


Aquí dejo una traducción del artículo, más o menos, para los que no entienden tanto el inglés:

[/list]


Nota del autor: No habiendo estado nunca en prisión, el artículo a continuación es mera especulación. Disfrútelo.

Todos hemos visto fotos o videos de presos y nos hemos maravillado con su increíble desarrollo físico. Y aunque a nadie le gustaría estar en su situación, muchos de ellos tienen cuerpos que hacen que la mayoría de los hombres normales les tengan envidia.

Una pregunta que se nos plantea a menudo es: “¿Cómo es que los presos se vuelven tan grandes?”. Después de todo, ellos tienen una dieta terriblemente carente de nutrientes, probablemente no toman ningún suplemento, algunos de ellos no tienen pesas para levantar, hacen ejercicio aparentemente sin parar.

De hecho, todo lo que ellos hacen, en lo que respecta al entrenamiento muscular, va en contra de todos los conocimientos convencionales de comer al menos 1 gramo de proteína por cada libra de peso corporal, que no hay que levantar más de 3 ó 4 días a la semana, beber agua sin para, tomar suplementos, descansar cuando se esté fuera del gimnasio, que los ejercicios con el peso del cuerpo/calistenia no aumentan los músculos, que se dice que hay que ejercitar un músculo por sesión solo una vez por semana y que no hay que hacer ejercicio durante más de 45 minutos al día.

Este es otro ejemplo de por qué los consejos convencionales siempre están mal.

Los presos no siguen ninguno de los consejos que aparecen en revistas y tienen los cuerpos que lo demuestran. Así es como lo hacen:

1) Tienen que ponerse grandes y fuertes: Cuando entran, no les cabe duda de que seguramente serán uno de los tipos más pequeños y débiles del lugar. En un océano de tiburones ellos son las focas. TIENEN que ser más grandes. Y no es una opción. Programan sus mentes para lograrlo y lo hacen con una firme determinación. A los debiluchos los joden, a los fuertes no.

Lo que la mente cree, el cuerpo lo logra.

(Me encanta esta frase)

2) Tienen altos niveles de testosterona: Los tipos que van a prisión suelen tener mayores niveles de testosterona que la media. Luego los ponen en un ambiente que rebosa de testosterona y sus propios niveles se disparan hasta el techo. Simplemente tienes que tener altos niveles de T para sobrevivir, para estar alerta todos los días, dispuesto a pelear o matar a la más mínima señal de peligro. La Testosterona es el pilar de la construcción de los músculos y estos tipos están cargados de ella.

3) Se ejercitan rutinariamente: Los presos siempre hablan de sus rutinas y de lo importantes que son para ellos. Todo está programado dentro de un horario para ellos y no tienen dudas al momento en que puedan volver a levantar. La rutina es la manera por la que cualquiera se vuelve musculoso, ya sea dentro o fuera de prisión. Incluso el hombre más mediocre que siga un estricto programa durante un período de años se volverá muy, pero muy musculoso y fuerte. ¿Cuántos hombres en libertad son capaces de dedicarse con determinación y disciplina al gimnasio por un período de 10 años o más?

4) Ellos levantan duro: En un patio lleno de monstruos que te observan, no solo tienes que parecer fuerte, sino que tienes que SER fuerte. Es por esto que estos tipos levantan mucho, mucho, mucho peso. Un levantamiento progresivo durante un periodo de años pone a cualquiera fuerte, musculoso y marcado.

5) Usan ejercicios de acondicionamiento para ponerse fuertes y rajados: Dentro de sus celdas lo único que tienen de sobra es tiempo para hacer burpees y otros ejercicios con el peso del cuerpo, que bombean el corazón y queman la grasa. Incontables lagartijas, flexiones invertidas, sentadillas, fondos y dominadas, formarán grandes y amplios hombros, un gran pecho, brazos gruesos, six packs, una espalda ancha y en forma de V, de los cuales hasta el más entusiasta de los ratones del gimnasio sentiría celos.

6) Duermen lo suficiente: Se van a dormir y se levantan todos los días a la misma hora. En el sueño regular es cuando los músculos se recuperan y se reconstruyen.

7) Comen a la misma hora todos los días: Sus cuerpos saben cuándo les espera su carga de nutrientes. Una alimentación regular es extremadamente importante para construir y mantener un físico de clase mundial. A pesar de que estos tipos consuman comida gravemente carente de nutrientes, el cuerpo sabe qué le espera y utiliza lo que se le da. Añadiendo las comidas gratis que reciben todos los días, que pueden sumar más de 3.000 calorías al día, pueden comprar alimentos como atún y proteína en polvo del comisariado, aportándole a su cuerpo proteínas y nutrientes extra.

8) No tienen mucho estrés: No tienen el estrés que disminuye la testosterona de pagar facturas, trabajar, una esposa molesta, desempleo, manutención de los niños y otras minucias. El único tipo de estrés que tienen, la supervivencia, incrementa su testosterona.

9) Esteroides: Las cárceles son notorios puntos calientes de droga y ciertamente esto incluye esteroides. Muchos delincuentes están en la cárcel con cargos de tráfico de drogas, lo que significa que no le son ajenas. Las personas que ya usan drogas tienen más posibilidad de usar esteroides que una persona normal.
Los presos se pueden dedicar a si mismos, no solo por unos pocos meses sino por años, a volverse musculosos. Se proveen de toda la comida y el descanso que sus músculos necesitan. Entrenan para volverse tanto grandes como fuertes. Hacen ejercicio un par de horas todos los días. No tienen el estrés que muchos de nosotros tenemos en el exterior.
Si cualquier hombre libre fuera capaz de la dedicación de igual forma que los presos lo hacen, lograría convertirse en un monstruo de músculos, al igual que estos tipos.
**
P.D.:**
[u]


Todos los créditos son de su autor, Victor Pride, mi única aportación es la traducción.

[/u]

Saludos.